Expertos adoptan el nuevo Repertorio de recomendaciones prácticas de la OIT sobre seguridad y salud en la agricultura

RESUMEN

El 29 de octubre de 2010, un grupo de expertos en representación de trabajadores, empleadores y gobiernos, adoptó un nuevo borrador del Repertorio de recomendaciones prácticas sobre seguridad y salud en la agricultura, concebido para mejorar las condiciones de trabajo en este sector, que emplea a unos 1.000 millones de trabajadores en todo el mundo.

 
CONTENIDO

El borrador fue adoptado por 15 expertos representantes de gobiernos, empleadores y trabajadores, tras una reunión de cinco días de duración, y se remitirá al Consejo de Administración de la OIT en marzo de 2011 para su aprobación.

El objetivo general del nuevo repertorio es ayudar a promover una cultura de prevención de la salud y la seguridad ocupacional (SSO) en la agricultura, sector que emplea a más de un tercio de la población activa mundial, y representa la segunda fuente de empleo más importante a nivel mundial, después del sector servicios. El nuevo repertorio complementa el Convenio de la OIT sobre la seguridad y la salud en la agricultura, 2001 (No. 184), y su Recomendación correspondiente (No. 192), y contiene directrices adicionales respecto a su aplicación en la práctica.

La agricultura es el sector más importante para el empleo femenino en muchos países, sobre todo en África y Asia, y concentra en torno al 70% del trabajo infantil en todo el mundo.

La adopción del borrador contribuiría a elevar la concienciación respecto a los peligros y riesgos asociados a la agricultura, así como a su gestión y control eficaz; prevenir accidentes en el trabajo y enfermedades profesionales, y mejorar en la práctica el entorno laboral; animar a gobiernos, empleadores, trabajadores y otras partes interesadas a cooperar en la prevención de accidentes y enfermedades; y promover actitudes y conductas más positivas respecto a la SSO en la agricultura, en todo el sector.

En la agricultura se utiliza una amplia gama de tipos diferentes de maquinaria, animales, plantas y productos, y las empresas agrícolas realizan actividades que van de la agricultura de subsistencia, a las explotaciones a gran escala con un alto grado de mecanización.

“Tal amplia gama de perfiles, tanto en términos de empleo, como de actividad empresarial, influye de manera significativa en los niveles de concienciación respecto a los riesgos, y en las actitudes respecto a la prevención de accidentes y enfermedades en el sector. De hecho, la agricultura es uno de los sectores más peligrosos y, cada año, muchos trabajadores agrícolas sufren accidentes laborales y problemas de salud relacionados con el trabajo”, señaló Elizabeth Tinoco, Directora del Departamento de Actividades Sectoriales de la OIT.

La adopción del nuevo Repertorio daría lugar al establecimiento de un marco nacional en el que se especificarían las funciones de las autoridades competentes, los empleadores, los trabajadores y sus respectivas organizaciones, y que contendría disposiciones concretas para identificar y tratar los principales riesgos y peligros existentes en el sector.

Los repertorios de recomendaciones de la OIT se dirigen a usuarios de los sectores público y privado con responsabilidades en materia de gestión de la salud y la seguridad y en relación con determinados riesgos profesionales, sectores de actividad o equipos. Es importante destacar que, con dichos repertorios no se pretende sustituir leyes, reglamentos o normas aceptadas de ámbito nacional.