Trabajo infantil: Las alianzas de la OIT con las Empresas

Páginas:21
RESUMEN

La iniciativa Sialkot Soccer Ball (Pakistán). La industria del cacao (África occidental).

 
ÍNDICE
CONTENIDO

Page 21

La iniciativa Sialkot Soccer Ball (Pakistán)

Hace diez años, el Acuerdo de Atlanta, suscrito por la OIT, UNICEF y la Cámara de Comercio de Industria de Sialkot (SCCI), constituyó un primer ejemplo de colaboración voluntaria de las empresas con organismos multilaterales y partes interesadas, encaminado a abordar las cuestiones de los derechos humanos en el marco de la cadena de suministro mundial. El trabajo infantil era un asunto de gran relevancia, y entre los socios de la iniciativa figuraron el Gobierno de Pakistán, la Federación Mundial de Fabricantes de Artículos Deportivos (WFSGI), la Federación Internacional de Fútbol Asociación (FIFA) y los interlocutores sociales.

Desde entonces, y en respuesta a la evolución de las tendencias en el mundo, se ha solicitado a la OIT que amplíe el ámbito de aplicación del programa sobre balones de fútbol a todas las normas internacionales del trabajo fundamentales, más allá de la prevención y la erradicación del trabajo infantil. Se espera que los debates den lugar al establecimiento del

Pacto de Sialkot, convirtiendo a Sialkot en un modelo de excelencia en cuanto a la producción de balones de fútbol. El refuerzo de los sistemas de inspección de la Administración y el fomento de un diálogo social eficaz se cuentan entre las seis prioridades del Pacto.

La industria del cacao (África occidental)

La atención de los medios de comunicación al tráfico de niños empleados en condiciones similares a la esclavitud en las explotaciones de cacao de África occidental dio lugar en 2001 al Protocolo de Harkin- Engel. Con arreglo al mismo, se estableció un calendario encaminado a garantizar que el cacao se cultive sin recurrir al trabajo infantil ni al trabajo forzoso. La OIT ejerció como testigo de este protocolo.

En julio de 2002, esta alianza constituyó una fundación denominada Iniciativa Internacional sobre el Cacao (ICI) cuyo lema es Working towards Responsible Labour Standards for Cocoa Growing (Trabajar para adoptar normas del trabajo responsables en el cultivo del cacao), con sede en Ginebra. Actualmente, la OIT sigue ejerciendo como asesor de la Fundación del Cacao y participa en foros en los que intervienen diversas partes interesadas. De 2002 a 2006, OIT/IPEC prestó su apoyo a distintas iniciativas encaminadas a luchar contra el trabajo infantil en los sectores del cacao y de la agricultura en general en cinco países africa- nos: Camerún, Côte d'Ivoire, Ghana, Guinea y Nigeria.

PETROBRAS (Brasil) desarrolla actualmente una estrategia de lucha contra el trabajo infantil en el sector agrícola, con la ayuda de la OIT. La empresa tiene especial interés en combatir esta forma de explotación en el ámbito de la producción agrícola de biocombustibles, y considera la financiación de otras iniciativas en el sector.

La Fundación Abrinq (Brasil) reúne a empresas comprometidas en la promoción de los derechos del niño y en la lucha contra el trabajo infantil. Las empresas han de asumir diez compromisos para obtener el logo- tipo de la Fundación. Se han promovido asimismo campañas de sensibilización conjunta bajo la égida del Programa de duración determinada (PDD) de OIT-IPEC.

La "Red de Empresas en contra del Trabajo Infantil" (Argentina) se creó en 2007 con el apoyo de la OIT. Entre sus miembros figuran ACCOR, ADDECO, ARCOR, ANDREANI, la Cámara del Tabaco de Salta, Manpo-wer, Nobleza Piccardo, Movistar y TELEFÓNICA. Se trata de una iniciativa emprendida a raíz de la Declaración de las empresas argentinas contra el trabajo infantil en 2004.

Tobacco Foundation (ECLT). Desde 2003, OIT-IPEC lleva a cabo un programa financiado por ECLT en Urambo, Tanzania, con el fin de combatir el trabajo infantil en la industria del tabaco. La OIT ejerce asimismo como asesora de la Fundación ECLT.

Asociación de Fabricantes y Exportadores del Sector de la Confección de Bangladesh (BGMEA). El Memorando de Entendimiento suscrito por la OIT y UNICEF en 1994 dio lugar al desarrollo de un programa para la prevención y la erradicación del trabajo infantil en la idustria de la confección en Bangladesh. Después del éxito cosechado en su ejecución, se extendió el ámbito de aplicación del proyecto para incluir otras cues- tiones laborales.

Asociación de Fabricantes y Exportadores de Alfombras de Pakistán (PCMEA). En 1998, la OIT suscribió un Acuerdo con la PCMEA y, desde entonces, se ha llevado a cabo un programa con una repercusión positiva e intervenciones ejemplares. La PCMEA ha sido donante del programa.