Pueblo, gobierno y méritos. El balance 2016 de la Política en España y México: la democracia líquida soterrada

AutorJorge Francisco Aguirre Sala
CargoInstituto de Investigaciones Sociales. Universidad Autónoma de Nuevo León
Páginas137-160
Revista inteRnacional de Pensamiento Político - i ÉPoca - vol. 11 - 2016 - [137-160] - issn 1885-589X
137
PUEBLO, GOBIERNO Y MÉRITOS. EL
BALANCE 2016 DE LA POLÍTICA EN
ESPAÑA Y MÉXICO: LA DEMOCRACIA
LÍQUIDA SOTERRADA
PEOPLE, GOVERNMENT AND MERITS. THE 2016 BALANCE
OF POLITICS IN SPAIN AND MEXICO: THE SURREPTITIOUS
LIQUID DEMOCRACY
Jorge Francisco Aguirre Sala
Instituto de Investigaciones Sociales
Universidad Autónoma de Nuevo León
jorgeaguirresala@hotmail.com
Recibido: octubre de 2016
Aceptado: diciembre de 2016
Palabras Clave: calidad ciudadana, calidad democrática, sustentabilidad política, capacidad de respuesta.
Keywords: citizenship quality, democratic quality, political sustainability, responsiveness
Resumen: A partir de la distinción entre la calidad de la democracia y la
calidad de la ciudadanía, se adopta el criterio de la participación electoral
para evaluar ambas cualidades. Con este parámetro se hace el balance
2016 de la política en España y México. El paradigma se guía por la coin-
cidencia o el desfase entre la calidad de la democracia ofrecida desde la
oportunidad de participar en las elecciones y el nivel de participación ciu-
dadana en la organización política a su alcance. Los resultados muestran el
reto para el electorado mexicano: participar a la altura del sistema electoral
que se le ofrece. Mientras que para el gobierno español el desafío consiste
en alcanzar la democracia que su ciudadanía merece.
Abstract: Based on the distinction between the quality of democracy and
the quality of citizenship, the criterion of electoral participation is used to
evaluate both qualities. With this parameter the 2016 balance of the policy
is made in Spain and Mexico. The paradigm is guided by the coincidence
or the gap between the qualities of democracy offered from the opportunity
to participate in the elections and the level of citizen participation in the
political organization within reach. The results show the challenge for the
Mexican electorate: to participate at the level of the government that is
offered. While for the Spanish government the challenge is to achieve the
democracy that their citizenship deserves.
Revista inteRnacional de Pensamiento Político - i ÉPoca - vol. 11 - 2016 - [137-160] - issn 1885-589X
138
1. Introducción
A pesar de las críticas de los analistas políti-
cos, las evaluaciones de cientícos sociales
o las encuestas populares, la calidad de-
mocrática de un gobierno es causada por
la participación ciudadana. ¿Es verdad que
cada pueblo tiene el gobierno que se mere-
ce?, como dicta la sentencia cuya autoría ha
sido atribuida a personajes de tan diversa
estirpe como Maquiavelo, Maistre, Malraux
o Winston Churchill. Esta cuestión tiene la
necesidad de deslindar la calidad democrá-
tica de un gobierno en dos aspectos: el de
la organización política en los modelos elec-
torales y el involucramiento ciudadano en
las dinámicas de dicha organización.
Por lo tanto, –al deslindar las responsabi-
lidades correspondientes a la ciudadanía
y al gobierno que pone a su disposición
un modelo electoral–, el objeto de estudio
de este ensayo se presenta en disyuntiva:
siempre se tiene el gobierno que se mere-
ce o el gobierno puede hallarse por debajo
o por encima de los méritos ciudadanos.
A sabiendas que la dimensión electoral
no es el único elemento para constituir un
gobierno o para calicar a la democracia,
no obstante se parte del axioma que pos-
tula a la participación ciudadana electoral
como demandante del nivel de democra-
cia. Por ende, la hipótesis de este ensa-
yo considera que el involucramiento ciu-
dadano durante el año 2016 en España
presenta un escenario donde la calidad
democrática del gobierno está por debajo
de los méritos electorales ciudadanos. En
contraste, el caso de México en ese mis-
mo año, muestra que la calidad electoral
de la democracia que se ofrece a la ciuda-
danía está por encima de lo que merece.
De conrmarse las hipótesis correspon-
dientes para cada uno de estos países
hispanohablantes, el consecuente reto
para la ciudadanía mexicana estribará en
lograr una participación a la altura de la
calidad democrática electoral que se le
ofrece y el desafío para la parte española
consistirá en alcanzar un gobierno electo-
ralmente democrático correspondiente a
la calidad de la participación de su ciu-
dadanía. Expresado en términos más sim-
ples, cabe anticipar: México posee una
democracia electoral superior a la calidad
de su participación ciudadana, mientras
los españoles exigen un gobierno demo-
crático superior al que poseen.
Considerando que en ambos países el mo-
delo democrático en términos generales es
representativo, el itinerario para demostrar
las respectivas hipótesis adopta como indi-
cador la participación ciudadana permitida
en la dimensión electoral. Sobre todo por-
que a nivel nacional ambos países no po-
seen instrumentos de participación directa
como la revocatoria; porque en España no
existe la consulta ciudadana vinculante y en
México no se ha ejercido debido a su recien-
te aparición constitucional. Si bien es cierto
que existen otros indicadores, la extensión
de este texto no permite profundizar en ellos
más allá de la constatación, al menos, de la
alternancia. De ahí se explica que los nive-
les democráticos y ciudadanos reconocidos
en los marcos jurídicos de ambos países
se ubican en el escenario representativo
y, por ende, en la calidad de la participa-
ción ciudadana de índole electoral. Para
ello es menester deslindar las unidades de
análisis para la calidad ciudadana y la de-
mocrática; a pesar del deslinde, reconocer
sus mutuas implicaciones; mostrar los an-
tecedentes y datos empíricos del año 2016
en cada uno de los casos y deducir las con-
clusiones con el correspondiente corolario
a manera de moraleja, donde es notoria la
necesidad de la democratización líquida.

To continue reading

Request your trial