Gasto en seguridad social y rendimiento empresarial. El caso de las pymes en Indonesia

AuthorNina TORM
DOIhttp://doi.org/10.1111/ilrs.12166
Publication Date01 Sep 2020
Derechos reservados © La autora, 2020
Compilación de la revista y traducción del artículo al español © Organización Internacional del Trabajo, 2020
*Universidad de Roskilde (Dinamarca); ninatorm@ruc.dk. La autora desea dedicar el pre-
sente artículo a la memoria de su padre, Ue Torm, primer delegado juvenil danés ante las Na-
ciones Unidas en 1970 . Ue Torm permitió a la autora conocer muchos países en todo el mundo
y descubrir e interesarse por los estudios sobre desarrollo, por lo que será siempre una fuente
inestimable de inspiración para su producción escrita y para su carrera. La autora también da las
gracias a Céline Peyron Bista, Ippei Tsuruga, Grace Monica Salim y Gregoire Yameogo por sus va-
liosos comentarios y su asistencia en la interpretación de los datos brutos proporcionados por la
Ocina de Estadística de Indonesia (BPS).
La responsabilidad de las opiniones expresadas en los artículos solo incumbe a sus autores,
y su publicación en la Revista Internacional del Trabajo no signica que la OIT las suscriba.
Revista Internacional del Trabajo, vol. 139 (2020), núm. 3
Gasto en seguridad social
y rendimiento empresarial.
El caso de las pymes en Indonesia
Nina TORM*
Resumen. A pesar de la amplia bibliografía sobre la relación entre cotización so-
cial y rendimiento empresarial, la evidencia relativa a las pymes de las economías
en desarrollo es escasa. Se examina aquí el caso de Indonesia utilizando datos
censales empresariales de 2010 a 2014. Un aumento del gasto en seguridad social
del 10por ciento se asocia a un aumento del ingreso empresarial por trabajador
de hasta el 2por ciento. Los benecios no disminuyen con el aumento del gasto
en protección social, lo que sugiere que la ampliación de las prestaciones sociales
puede ser una inversión empresarial que vale la pena.
Palabras clave: cotizaciones sociales, rendimiento empresarial, pymes, países
en desar rollo, Indonesia, estudio de cas o.
1. Introducción
La Recomendación sobre los pisos de protección social, 2012 (núm.202), de la Or-
ganización Internacional del Trabajo (OIT) reconoce la importancia de los pisos
de protección social nacionales y tiene por objeto promover, como cuestión prio-
ritaria, unas garantías de acceso efectivo, como mínimo, a una atención de salud
esencial y a una seguridad básica del ingreso (OIT, 2012). Esta Recomendación
constituye el primer instrumento jurídico internacional que reconoce explícita-
mente la triple función de la seguridad social como derecho humano universal
y como necesidad económica y social (OIT, 2017b). El Informe Mundial sobre
la Protección Social 2014-2015 –que fue el primer informe de este tipo– instaba
además a que la protección social fuera una parte importante del programa de
Revista Internacional del Trabajo
370
desarrollo posterior a 2015 (OIT, 2017b),1 y a que el compromiso de crear regí-
menes de seguridad social, incluidos los pisos, se reejara en la Agenda 2030
para el Desarrollo Sostenible (OIT, 2017a). Este impulso a favor de una protec-
ción social universal también ha dado lugar a la aparición de enfoques inno-
vadores para adaptar los regímenes ya establecidos a n de integrar mejor los
diferentes tipos de empleo (incluidas las formas de empleo atípicas) y facilitar la
transición de la economía informal a la economía formal (Behrendt y Nguyen,
2018; OIT, 2016, 2017a y 2018).2
Organismos regionales como la Asociación de Naciones del Sudeste Asiá-
tico (ASEAN), de la que Indonesia es Estado miembro, también han expresado
su compromiso de garantizar la protección social mediante la Declaración de
la ASEAN sobre el fortalecimiento de la protección social de 2013. Entre los
Estados miembros de la ASEAN, la provisión de protección social varía consi-
derablemente, pero la mayoría, entre ellos Indonesia, han establecido un plan
basado en cotizaciones para los trabajadores de la economía formal. Alrededor
de la mitad de la población activa de Filipinas, Indonesia, Malasia, Singapur y
Viet Nam cotiza a planes de pensiones o fondos de previsión para la vejez (Ong
y Peyron Bista, 2015). Sin embargo, para que la cobertura se amplíe y mejore,
se necesitan más pruebas empíricas sobre la relación entre la cotización de la
empresa a la seguridad social y su desempeño económico, especialmente en el
caso de las microempresas y las pequeñas y medianas empresas (mipymes).3 En
Indonesia, las mipymes representan más del 99por ciento del número total de
empresas y absorben aproximadamente el 97por ciento de la población activa
total. Así pues, las mipymes son importantes impulsoras del desarrollo econó-
mico; en 2016, por ejemplo, aportaron alrededor del 60,3por ciento del valor
del producto interno bruto (PIB) de Indonesia.4 El número de mipymes va en
continuo aumento. Solo en el tercer trimestre de 2017, su tasa de crecimiento
fue del 2,3 por ciento (BPS, 2017).
A pesar de su importancia económica, las empresas más pequeñas, en parti-
cular las informales, experimentan muchas dicultades y sus trabajadores sue-
len tener muy poca cobertura de seguridad social. Ello puede deberse a una
combinación de factores, entre ellos las reticencias de los empleadores a la hora
de invertir en su fuerza de trabajo, sobre todo teniendo en cuenta que las pymes
suelen operar sobre la base de una perspectiva a corto plazo. Asimismo, los
trabajadores pueden dudar en cotizar a la seguridad social si no ven ninguna
1 Uno de los objetivos clave de los informes mundiales sobre la protección social (OIT, 2017a
y 2017b) es proporcionar un mecanismo para supervisar los progresos realizados en la aplicación
de la Recomendación núm. 202.
2 En 2015, la Conferencia Internacional del Trabajo adoptó la Recomendación sobre la transi-
ción de la economía informal a la economía formal, 2015 (núm. 204), y la OIT ha elaborado una
guía sobre la ampliación de la protección social a la economía informal (OIT, 2019).
3 Aunque es pertinente incluir en esta introducción a las microempresas también, en el caso
de Indonesia, los datos en los que se basa este artículo se reeren únicamente a las pequeñas y
medianas empresas. Se hará explícita la diferencia con el uso de las dos siglas, «mipymes» y «pymes»,
según convenga.
4 Véase el sitio web del Ministerio de Cooperativas, Pequeñas y Medianas Empresas, www.
depkop.go.id (acceso el 14/05/2020).

To continue reading

Request your trial