Es tiempo de los hombres

Pages85-86

Page 85

Inmerso en la misma línea de pensamiento que Budé, con sus razonamientos históricos la visión del hombre de Louis Leroy de Coutances es, según Gundersheimer, optimista en el sentido humanista62. Si bien habría sido oportuno incluir sus razonamientos, al hilo de lo dicho anteriormente, en "los espejos de príncipes" hay varios elementos que permiten entender que su estudio debe ser particularizado. El más importante de ellos trasluce en la traducción fran-cesa de la Utopía de Tomas Moro por parte de Jean Le Blond en 1550 aunque, a pesar de que Budé lo leyó con gran admiración, como de-clara él mismo en la introducción de la traducción francesa, es en el escrito de Leroy donde la nomofilia es más evidente.

La Utopía tiene, de entre todas las sociedades ideales, la característica única de poder ser desarrollada enteramente por los hombres, sin necesidad de acudir a entidades maravillosas, supra naturales, ni mitos históricos63. La obra, si bien no inició en Francia la pretensión de conocer el arte de lo político, contribuyó a la búsqueda de las claves del buen gobierno. Estas ya no consistirían en pretender hacer del rey un ser virtuoso, espejo de la justicia de Dios y su fiel representante en la tierra, sino que habría elementos específicamente integrados en una política hecha por y para los hombres, sin acudir a la metafísica o a la religión para fundamentarla. Aunque las apelacio-

Page 86

nes a Dios son evidentes, en la obra de los humanistas y especialmente en Leroy, la concepción de que la historia sigue su curso cíclico siempre y cuando no sea alterado por la providencia divina permite entender que hay un cierto espacio para la realización humana, más allá, insisto, de la intervención directa de Dios en todos y cada uno de lo asuntos terrestres.

El segundo de los textos presentado en este apartado es el de F. De S. Thomas. En él aparece claramente la distinción que se hace entre gobierno de los hombres, responsables del buen funcionamiento y mejor marcha de los asuntos del Estado y el carácter...

To continue reading

Request your trial

VLEX uses login cookies to provide you with a better browsing experience. If you click on 'Accept' or continue browsing this site we consider that you accept our cookie policy. ACCEPT